CabeceraLaDivisa

“Tauromaquias Universales es, con financiación mínima, la mejor contestación al odio contra el toreo del Ayuntamiento de Madrid”

|

JAVIER FERNÁNDEZ-CABALLERO

A tan sólo unas horas de presentarse oficialmente en Madrid, André Viard sabe que tiene delante de sí el gran reto de confirmación de alternativa de su nueva obra itinerante: Tauromaquias Universales. La exposición de la que ya Olivenza, Valencia y Zaragoza fueron testigo en los primeros compases de la temporada, llega a la plaza de Las Ventas con el objetivo de ser lanzadera para las Ferias del resto del año. La historia del uro desde sus inicios, de la bravura de un animal único hasta la actualidad y del paso del tiempo en esta Fiesta milenaria puede visualizarse con la estatua del animal sagrado presidiendo la muestra. Hablamos con el propio Viard.

¿Qué se va a encontrar el aficionado que acuda a los toros y, en los primeros días de San Isidro, decida acudir antes a la exposición Tauromaquias Universales?

El proyecto trata de mostrar que la tauromaquia, en el sentido más amplio de la palabra, no es una invención reciente y no es una cultura reducida a España, sino que es una manifestación cultural que se desarrolló en todo el entorno Mediterráneo y en gran parte de Europa y que por circunstancias históricas se redujo, a partir del siglo XVII, a la Península Ibérica y al sur de Francia. ¿Por qué? Porque en todas las otras regiones, el uro salvaje se aniquiló y los bovinos que procedían de él se domesticaron. No quedó ningún toro salvaje fuera de España y del sur de Francia. De forma milagrosa, el hecho de que los descendientes salvajes y bravos del uro hayan sobrevivido, ha permitido que se sigan practicando las tauromaquias que en la exposición se muestran.

Esta teoría tira por tierra todas las conjeturas animalistas actuales que dicen que el toro es una creación humana para una Fiesta artificial…, ¿no?

El bovino ancestral es el bravo, el agresivo. Entonces puede desaparecer la vaca lechera, porque se puede volver a inventar; puede desaparecer el limusino, especies que se han creado por humanos; pero no puede desaparecer el toro bravo porque es la raza fundamental de la que salen las otras y si desaparece, no se puede volver a inventar porque la bravura no es una máquina, es un carácter. Y el carácter el hombre no lo puede inventar. La raza nace con este carácter, que el hombre ha preservado. Por eso los animalistas no pueden y no quieren entender esto, porque lo que quieren es abolir la corrida porque piensan que sería un símbolo muy fuerte en su lucha global, que es hacer que el hombre no pueda utilizar más a ningún animal para ninguna actividad.

Todos sabemos que el grueso animalista empieza por el Toro de la Vega, sigue por las corridas de toros y terminará por hacernos a todos vegetarianos…

La lucha contra los toros es sólo una pequeña parte de su proyecto, en la que los convertiría pasar a otras metas más amplias. Por eso es importante. Estamos en una lucha de civilizaciones ahora mismo. Desde que el hombre se hizo hombre y salió de la animalidad para hacerse humano, el mundo se organizó bajo un concepto muy sencillo que es el antropocentrismo: el hombre tiene derecho a adueñarse de la naturaleza y lo hace por mérito propio. Era un animalito muy pequeño, sin armas, sin dientes grandes… y la única fuerza que tenía era su inteligencia. Y gracias a esa inteligencia, el hombre se ha hecho dueño del planeta gracias a las otras especies. ¿Que abusó en cierto caso? Pues seguro, y por eso la ecología tiene una función muy importante para regular el uso de los animales. Pero existe otra ecología, que es la que llaman ecología profunda, que no quiere sólo regular la actividad humana.

¿En qué más teorías o dogmas se basan estos grupos para tirar por tierra la historia milenaria de la tauromaquia?

Hay otro dogma, el biocentrismo, que dice que el hombre no es el centro de la creación, sino una especie más, que no tiene más derecho y que no tiene por qué adueñarse de los demás especies. Vemos que es una teoría que nace de la ideología nazi, que se conceptualizó antes de los años 30, que luego se extendió poco a poco a través de filósofos y que ahora mismo ha dado a luz en lo que se llama la ecología profunda y, por ende, en todos los movimientos animalistas, y en una pequeña parte de éste, en el antitaurino. Es muy peligroso, quieren abolir toda actividad humana relacionada con el animal y hacer del humano un animal más. Contra esto hay que luchar, no sólo los aficionados, sino los ciudadanos y los responsables políticos, que están elegidos por humanos para defender a los humanos, no para defender a los animales ni para hacerlos retroceder a la condición animal.

Ahora, que está de moda financiar con dinero público exposiciones animalistas como Carmena ha hecho con 40.000 euros en “Madrid, capital animal”, el toreo se autofinancia para mostrar su verdad. Y en eso la Unión Nacional de Picadores y Banderilleros ha apostado firmemente.

Estoy tremendamente agradecido. Es muy simbólico. Ver a toda esta gente movilizarse así y patrocinar la exposición en Las Ventas me llena de orgullo, porque veo que los toreros han entendido cuál es la naturaleza del problema y qué es lo que se juegan. Vamos mucho más allá de la Fiesta taurina. Defendemos un proyecto de civilización que existe en todas las religiones, en todas las morales y en todas las filosofías. Primero el hombre, el mundo que lo rodea, después. Lo han patrocinado y estoy muy agradecido a ellos, como lo estoy con los otros patrocinadores. EL primero que creyó en el proyecto fue Simón Casas, por eso hemos estado en Valencia y Zaragoza, además de Olivenza con su Ayuntamiento y con el empresario José Cutiño. Ya estamos trabajando con la Casa Chopera para Salamanca. Es un proyecto en el que no ha habido exclusiva, como hacen algunos toreros, sino con el que ha habido que ganarse la repetición, y pienso que el mundo del toro se va a involucrar y va a apostar.

¿Y si diéramos la vuelta a España?

Ojalá demos la vuelta a España y demos la vuelta a la tortilla, porque cuando se ve que en Madrid el Ayuntamiento financia con el dinero de todos los madrileños, con los impuestos de todos los ciudadanos, aquí sacamos pecho y decimos la verdad con nuestro dinero. Esa exposición de “Madrid, capital animal” es un himno al odio hacia el humano. Sobre todo ese cartel. Que unos responsables políticos de una ciudad tan importante se atrevan a eso es muy grave. No es un problema político, es un problema humano. ¿Qué tipo de persona puede estar detrás de estos ataques y qué tipo de políticos puede financiarlos? ¿Qué tipo de funcionario puede trabajar para ello? Es un crimen contra la figura de Goya. Que los antitaurinos comparen la obra de Goya con lo que han hecho cuatro artistas fracasados es un crimen hacia la figura histórica de Goya, ¿quién lo permite?

Y lo más importante, ¿hasta qué día estará la exposición en Las Ventas, qué horario tiene y cuál es su futuro más inmediato?

Ahora mismo está abierta durante las mañanas, de 10 a 13:30, y por las tardes, una hora antes del festejo, pero acabamos el día 8. Hay que darse prisa. Hay mucha gente que se está quejando, que dice que por qué no se ha quedado todo San Isidro, pero esta es la mejor contestación a “Madrid, capital animal”. Esta es la dialéctica que hay que emplear contra los ataques para intentar difundir en la sociedad otro mensaje que el que hay, porque ahora mismo el que hay es el que han escrito los antitaurinos. Nosotros no hemos tenido hasta ahora un relato fundacional como el que tienen los antitaurinos, y ahora lo poseemos con Tauromaquias Universales, con la exposición y el documental. Hace falta difundirlo, con las Universidades y los colegios. Es fácil, pero hay que meternos manos a la obra porque si no nos van a ganar no la batalla con las ideas, pero sí la de la comunicación, porque emplean medios económicos extraordinarias mientras nosotros tenemos que luchar con cuatro duros. Si no se encuentran patrocinadores, no llegará a verse en toda España. Ellos mueven millones de euros, y nosotros vamos juntando mil euros por mil euros para sacar esto adelante. Pero la fe no nos falta. Destaco, de nuevo, en la gente que ha creído hasta ahora en el proyecto. Hemos hablado de ir a la Universidad de verano de Almería, a Burgos, a Gijón, a Albacete… como un torero que está haciendo su campaña. Si estamos bien, que nos repitan…

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.