CabeceraLaDivisa

Primer toro de Garcigrande para Morante. Silencio ante la porfía del cigarrero.

|



Lucía una tarde gris plomizo en Sevilla. Un cielo caprichoso que descargó una llovizna suave pero de esas que te calan hasta los huesos por su ininterrumpida continuidad. Así comenzó un festejo de "no hay billetes" que arrancó con la climatología a la contra. Y como dice el refranero "las cosas no gustan con buenos principios". El abreplaza fue un voluminoso ejemplar que salió medio moribundo del chiquero. Morante atisbo algún intento de lance pero sin más, como dictaba el preceptivo guion de la lidia. La suerte de varas casi inexistente convertida en un mero trámite burocrático y el último tercio sin relevancia alguna. Totalmente inocuo, invisible por tan paupérrimo astado.Nada que decir del Cigarrero. 13 kilos le faltaban al cuarto para los 650. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.