CabeceraLaDivisa
Tomará este fin de semana la alternativa en Nimes

Ginés Marín: “Ahora sorprender es fácil, lo difícil será mantener la sorpresa tras la alternativa”

|


JAVIER FERNÁNDEZ-CABALLERO


Ginés, en primer lugar, ¿cómo te encuentras física, psicológicamente tras estos triunfos de principio de temporada?


Me encuentro muy bien. Estoy muy preparado y con una ilusión desbordante como no puede ser de otra manera por el gran compromiso de la alternativa. Ojalá que salgan las cosas acorde con la preparación que estamos teniendo.


Es un típico tópico, pero ¿qué es lo más grande que has soñado como torero que puede pasar a partir de ahora?


Sueño muchas cosas viéndote anunciado en una plaza como Nimes. He soñado con lo más grande. Piensas también en la parte negativa, pero la ilusión está por lo positivo, por lo más grande, y cuando uno sueña eso tiene que conseguirlo.


El concepto de Ginés Marín ha evolucionado en la mente de los aficionados de un novillero que impactaba a un novillero que ha pasado a sorprender, en los últimos meses, jugando con esos dos conceptos. ¿Sientes que el aficionado capta esa capacidad de sorpresa?


Creo que lo difícil, y es una de las cosas que admiro muchísimo de las figuras, es estar año tras año en ese nivel, que te conozcan todos los aficionados y sepan cómo es tu toreo, tener la capacidad de seguir sorprendiendo y gustando a la gente es algo que admiro y que busco en mí también. Al principio es fácil sorprender, porque la gente no te espera y cualquier cosa que hagas es más, pero después de haber mostrado cosas importantes tuyas en la plaza, volver a anunciarte es complicado volver a sorprender, pero es lo que hay que buscar. Eso, sobre todo, se consigue entrenando mucho, evolucionando mucho con tu toreo y soñando con hacer cosas que ni tú mismo habías soñado delante de un toro que podrían suceder. Eso que sorprende al público y que incluso a ti mismo.


En las dos últimas temporadas, en ti se ha visto no sólo la evolución taurina –no lo tiene que ver el aficionado- sino en tu vocabulario, en tus formas de torero…


Sí. Lógicamente antes era todo más débil y siempre lo ves como un juego. No le das la seriedad que esto tiene y por eso siempre nos aventuramos a vivir este mundo, porque no sabemos la realidad de la dureza que tiene. Si lo supiésemos cuando empezaos, seguramente no nos aventuraríamos a seguir luchando. Pero esa inocencia es lo que a uno le da para seguir hacia adelante y según va pasando el tiempo te vas dando cuenta de lo duro que es, lo vas viendo de otra forma. Ahora el toreo es como una forma de vida de uno, y antes era más de inocencia y ahora uno no puede vivir sin torear. Vive sólo para ello.


Tu familia, tu entorno, tu gente, tus vecinos… y especialmente tu padre Guillermo, ¿qué te dicen estos días previos?


Bueno, es un momento bastante emocionante. También el hecho de aguantarme a mí todos los días acercándose esa fecha con mis cambios de humor es complicado. Ellos son ejemplos como padre, me apoyan en todo y siempre están ahí aunque de cara a la gente se vean en un segundo plano. La labor que hacen conmigo, apoyándome en todo lo que busco y quiero, es súper importante. Ese equilibrio mental es clave para que en la plaza salgan las cosas como quiero.


No sé si hace dos años, cuando debutaste en Olivenza, veías como una utopía la alternativa en Nimes. Ahora echas la vista atrás y ves que has recorrido todo un camino de gloria, triunfo y sangre pero en el que has satisfecho al aficionado. Antes, hace dos años, ¿veías como una utopía la situación que tienes? Y ahora, ¿ves como una utopía ser figura del toreo?


No recuerdo bien qué pensaba en esos momentos. No llegaba a soñarlo pero no a ponerlo en la realidad que ahora lo veo. Estar en Nimes, o en cualquier otra plaza de primera, una Feria de esa categoría y con dos figuras del toreo tomando la alternativa hace dos años seguramente ni me lo imaginaría. Ahora hay veces que lo pienso e incluso no lo asimilo aún el hecho de estar así anunciado. No lo asimilo cuando me paro a pensarlo de verdad, pero si no lo pienso es lo que he buscado siempre y estoy preparado para ello de sobra. Ahora toca aprovecharlo y a seguir creciendo y a buscarme un hueco en ese escalafón en el que tan complicado es.


¿Cómo ha evolucionado tu relación con José Cutiño, que en tantas ocasiones has afirmado que es como un padre para ti?


Yo, la verdad, que personalmente siempre lo he visto ilusionado conmigo. Hablando con su hijo Jorge, me comenta que nunca había visto a su padre tan ilusionado con un torero y con un proyecto así. Eso me llena enormemente, me da mucha felicidad e intento con mi toreo, que es lo que ellos les llena, satisfacerlos día a día. Como persona, en el trato personal, siempre digo que es mucho más que un apoderado, tenemos una relación mucho más estrecha. Eso también es importante, que la relación entre un apoderado y un torero vaya más allá de lo profesional. Al fin y al cabo debe ser como una familia, tanto el apoderado, el torero como la cuadrilla.




Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.